Un mordaz monólogo de Eva Hache que atacó a todos los frentes

Un mordaz monólogo de Eva Hache que atacó a todos los frentes